Bienvenido a mi Blog…

Archivo para la Categoría "STDTC"

Perdoname…

Perdoname… Nunca merecimos esto, siempre fuimos uno, y ahora, sé que tu no estas…. pero te llevo en mi corazón y en mis pensamientos…….

.

.

.

Anuncios

Sigueme

Sigueme…

.

.

.

.

.

.

Esta canción significa mucho para mi, puesto que la he llevado durante mucho tiempo a mi lado, con ella me he despertado cada día e incluso la persona que me importó la tenia como tono de llamada…… Aún hoy en día, cuando la oigo sonar… me da un vuelco el corazón………..

Es una música que el autor ha sabido unir a una letra muy especial y con la cual me he sentido indentificado…

Quiero compartirla con todas las personas que como yo, ha tenido alguien importante en su vida y que ha día de hoy, ya no esta junto a nosotros… pero que en algún rincón de nuestro corazón y de nuestros recuerdos…. sigue existiendo….

Con este video digo adios a otra parte de mi vida, importante y trascendente pero que no puedo seguir guardando por más tiempo, puesto que la vida continua, …y los sueños seguirán siendo eso…… sueños………… que espero algún dia……… se hagan realidad.

Hay algo bonito en cada instante vivido en la vida, con una persona a la que hemos amado…, todos esos instantes forman los recuerdos……… yo me quedaré con los mas bonitos… han sido parte de mi vida…….

Gracias por haberlos compartido conmigo, nunca lo olvidaré.

.

.

.

.

.

.

.

STDTCPS

 

 

 

 

Perdoname

“Siempre hay un momento en la vida, en la cual de alguna forma u otra….. se perdona a un ser querido”.

.

.

.

.

 

.

.

.

.

Espero algún día, encontrarme con la persona que un día significó algo en mi vida, y que ahora ya no está conmigo…,

 y que me diga… “te perdono”,

… entonces me podré marchar de esta vida tranquilo,

no me gustaria dejar esta vida y saber que alguien se queda en ella sin poder despedirse,

sin poder decir lo que no dijo en su momento…

Tenemos que hablar las cosas,

decirnoslas y sobre todo…

alabar a las personas,

lo merecen tanto como nosotros,

no esperar de aquello que no damos,

no pretender sentir lo que no sentimos,

no esperar que te quieran si tu no quieres,

no esperar ser amigo si tu no lo eres…

Hay que perdonar para que nos perdonen…

Sólo te pido me perdones por no llamarte cando lo necesitabas,

no escribirte cuando querias leer palabras de consuelo,

no escuchar mi voz por no descolgar el telefono…

Perdoname por no ser como tu querias que fuese…

Perdoname por ser como soy y no como tu quieres que sea…

Sólo te pido que me perdones…

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Me Salvas…

.

.

.

.

.

.

.

Si algún día me recuerdas, piensa en mi como aquel que sigue estando,

…que te sigue cuidando a pesar del abandono,

…que lucho para vivir tu presente aun rescatado en la memoria,

…soy quien te seguirá queriendo aunque me hayas olvidado,

…y no sea más que el pasado arrepentido que no quisiste tener,

…soy el absurdo habitante de una vida que perdió el sentido al perderte,

…cambiaria el todo de ahora por el nada que tuve,

…a tu lado,

…preferiría tu desprecio que tu indiferencia,

…..soy aquel que amo hasta tus defectos,

…que de tanto dar me quede sin nada para seguir dando,

….y te perdí sin realmente haberte tenido,

…ahora que asumo que el lugar que me correspondía es el que nunca ocupe,

solo vivo para dejarme sufrir,

…mi promesa es un jamás,

…mi sueño que me recuerdes,

….quisiera morir hace años,

…durante el último beso sincero que quizá nunca llego,

…que quizá nunca me diste,

…si algún dia me recuerdas piensa en mí como aquel que sigue estando,

…aunque nunca lo notaras,

…aunque para ti no fuera más que aquel que no mereció ni siquiera tu desprecio,…

.

.

.

PD: Dios no me quiere y el Diablo me tiene miedo.

Saber cuándo se acaba una etapa de la vida.

Siempre es preciso saber cuándo se acaba una etapa de la vida.

.

.

.

.

Siempre es preciso saber cuándo se acaba una etapa de la vida.

Si insistes en permanecer en ella, más allá del tiempo necesario, pierdes la alegría y el sentido del resto. Cerrando círculos, o cerrando puertas, o cerrando capítulos. Como quiera llamarlo, lo importante es poder cerrarlos, dejar ir momentos de la vida que se van clausurando.

¿Terminó con su trabajo?, ¿Se acabó la relación?, ¿Ya no vive más en esa casa?, ¿Debe irse de viaje?, ¿La amistad se acabó?.

Puede pasarse mucho tiempo de su presente “revolcándose” en los porqués, en devolver el casette y tratar de entender por qué sucedió tal o cual hecho.

El desgaste va a ser infinito porque en la vida, usted, yo, su amigo, sus hijos, sus hermanas, todos y todas estamos abocados a ir cerrando capítulos, a pasar la hoja, a terminar con etapas, o con momentos de la Vida y seguir adelante.

No podemos estar en el presente añorando el pasado. Ni siquiera preguntándonos por qué. Lo que sucedió, sucedió, y hay que soltar, hay que desprenderse.

No podemos ser niños eternos, ni adolescentes tardíos, ni empleados de empresas inexistentes, ni tener vínculos con quien no quiere estar vinculado a nosotros.

No. ¡Los hechos pasan y hay que dejarlos ir! Por eso a veces es tan importante destruir recuerdos, regalar presentes, cambiar de casa, documentos por tirar, libros por vender o regalar.

Los cambios externos pueden simbolizar procesos interiores de superación. Dejar ir, soltar, desprenderse. En la vida nadie juega con las cartas marcadas, y hay que aprender a perder y a ganar. Hay que dejar ir, hay que pasar la hoja, hay que vivir con sólo lo que tenemos en el presente!. El pasado ya pasó.

No esperen que le devuelvan, no espere que le reconozcan, no espere que alguna vez se den cuenta de quién es usted. Suelte el resentimiento, el prender “su televisor personal” para darle y darle al asunto, lo único que consigue es dañarlo mentalmente, envenenarlo, amargarlo.

La vida está para adelante, nunca para atrás. Porque si usted anda por la vida dejando “puertas abiertas”, por si acaso, nunca podrá desprenderse ni vivir lo de hoy con satisfacción.

Noviazgos o amistades que no clausuran, posibilidades de “regresar” (a qué?), necesidad de aclaraciones, palabras que no se dijeron, silencios que lo invadieron

¡Si puede enfrentarlos ya y ahora, hágalo!, si no, déjelo ir, cierre capítulos. Dígase a usted mismo que no, que no vuelve.

Pero no por orgullo ni soberbia, sino porque usted ya no encaja allí, en ese lugar, en ese corazón, en esa habitación, en esa casa, en ese escritorio, en ese oficio. Usted ya no es el mismo que se fue, hace dos días, hace tres meses, hace un año, por lo tanto, no hay nada a que volver. Cierre la puerta, pase la hoja, cierre el círculo. Ni usted será el mismo, ni el entorno al que regresa será igual, porque en la vida nada se queda quieto, nada es estático.

Es salud mental, amor por usted mismo desprender lo que ya no está en su vida. Recuerde que nada ni nadie es indispensable. Ni una persona, ni un lugar, ni un trabajo, nada es vital para vivir porque: cuando usted vino a este mundo ‘llegó’ sin ese adhesivo, por lo tanto es “costumbre” vivir pegado a él, y es un trabajo personal aprender a vivir sin él, sin el adhesivo humano o físico que hoy le duele dejar ir. Es un proceso de aprender a desprenderse y, humanamente se puede lograr porque, le repito, ¡nada ni nadie nos es indispensable! Sólo es costumbre, apego, necesidad.

Pero…. cierre, clausure, limpie, tire, oxigene, despréndase, sacuda, suelte. Hay tantas palabras para significar salud mental y cualquiera que sea la que escoja, le ayudará definitivamente a seguir para adelante con tranquilidad.

¡Esa es la vida!

.

.

.

.

… Pero aunque todo esto se cumpla, cerremos esa etapa que hemos vivido junto a un ser querido, jamás lo podremos olvidar… Siempre será más fuerte el amor que se tiene, los recuerdos invorrables que transcurrieron junto al ser querido, las sonrisas despreocupadas y felices… ese abrazo con cariño, sintiendo el calor de la persona amada… ese rostro al despertar y esa mirada enamorada… todo eso, jamás se podrá borrar, nos engañamos a nosotros mismos con frases y palabras que aún cuando tengan un significado palpable, la verdad de todo lo llevamos en el corazón y en nuestra mente………… y eso es invorrable sintiéndolo suyo el corazón.

Nos mentimos a nosotros mismos para convencernos de algo que pudo ser, pero que nunca se hizo lo suficiente, y se luchó lo suficiente, y que poco a poco fue consumiéndose por autoconvencerse de que al ser que amavamos no era nuestro sueño… o así lo quisimos ver…

Vive el día a día como si fuese la última vez… Ama como si fueses a perder a ese ser querido… se Feliz….. como yo lo he sido……

Nunca renegaré de mi pasado, ni olvidaré a ese ser amado porque fue parte parte de mi vida y estoy orgulloso de haberla vivido y sobre todo, haber amado a la persona que he tenido a mi lado……. Aún cuando pase el tiempo, y mi corazón palpite por los recuerdos, y en mi corazón sienta mariposas…… sé que hubo un día en que volví a nacer… y ese día, nunca se podrá olvidar….

STDTCPS.

Nube de etiquetas